[ ↓ skip to navigation ↓ ]

Las causas

cat

¿Qué causa las enfermedades cutáneas?

Las enfermedades cutáneas son una de las principales razones por las que los propietarios de gatos acuden al veterinario. Hasta el 40% de las visitas al veterinario pueden estar relacionadas con problemas cutáneos.

La expresión “enfermedades cutáneas” engloba una serie de trastornos, muy frecuentes y molestos, que producen daños o irritan la piel. El síntoma más frecuente de que un gato padece una enfermedad cutánea es que se rasca más de lo habitual.

Las causas de las enfermedades cutáneas son muy variadas.

Reacciones adversas al alimento

Los problemas cutáneos de tu gato pueden deberse a que sea alérgico a alguna de las proteínas presentes en su alimento.

Otras alergias

Tu gato puede ser alérgico al polvo, al polen, al moho o a otros factores ambientales que, al ser inhalados, desencadenan una reacción alérgica. Incluso algunos collares antipulgas pueden producir alergias por contacto. Los gatos pueden sufrir alergias en cualquier momento de su vida.

Parásitos

Las pulgas, los piojos y los ácaros pueden provocar irritaciones cutáneas. Sus picaduras suelen ser muy molestas y hacen que los gatos se rasquen y se muerdan, produciéndose daños en la piel.

Desequilibrios hormonales

Los gatos que presentan niveles excesivos o deficientes de determinadas hormonas tienen tendencia a sufrir enfermedades cutáneas. Los problemas cutáneos producidos por desequilibrios hormonales raramente producen picor, pero pueden ser la manifestación de un problema subyacente más grave que es necesario identificar y tratar.

Infecciones

Algunas infecciones bacterianas y fúngicas, como las producidas por estafilococos y dermatofitos, pueden producir problemas en la piel.

Formas de manejar las enfermedades cutáneas

Si sospechas que tu gato sufre una enfermedad cutánea, llévalo al veterinario para que lo examine debidamente. Él evaluará si el problema de tu gato está relacionado con una alergia alimentaria o si se debe a cualquier otra causa. Puedes encontrar información más específica sobre las alergias alimentarias debajo.

Las enfermedades cutáneas pueden manejarse de varias maneras. Probablemente tu veterinario te recomendará una dieta especial, medicamentos, suplementos o una combinación de los tres. Una nutrición adecuada puede ayudar a que la piel y el pelo mejoren y se regeneren, y a que tu gato se recupere más rápidamente.

Lo importante es proporcionarle un alimento que ayude a la recuperación de la piel dañada por el trastorno cutáneo. Una manera de hacerlo es alimentarle con un alimento que tenga altos niveles de ácidos grasos omega-6. Los ácidos grasos ayudan a los lípidos de la piel y se ha demostrado que reducen los síntomas de las enfermedades cutáneas.

Hill’s™ Prescription Diet™ d/d™ tiene un alto contenido en ácidos grasos omega-6, que han probado clínicamente que ayudan a la regeneración de la piel.

ALERGIAS ALIMENTARIAS: GATOS

[ ↑ skip to content ↑ ]