Consejos para viajar con tu perro en coche

Publicado por
minutos de lectura

Los viajes en coche, ya sean trayectos largos o cortos, pueden ser muy divertidos para los perros. No obstante, viajar con perros en coche puede acarrear muchos riesgos de seguridad. Sigue leyendo para saber cómo transportar con seguridad a tu perro y minimizar los peligros inherentes a los viajes en coche en su compañía.

Las jaulas son lo mejor

Small dog maltese sitting safe in the car on the back seat in a safety crate
Para los viajes con perros en coche, la Sociedad Estadounidense para la Prevención de la Crueldad contra los Animales recomienda asegurar a los perros, independientemente de su tamaño, en jaulas o transportines aptos para viajes, tanto por la seguridad del perro como para evitar distracciones al volante. En la medida de lo posible, las jaulas deben ir sujetas en el asiento trasero del coche o en la zona de carga del todoterreno, furgoneta o camioneta y con el cinturón puesto para que no se deslicen en las paradas repentinas. La jaula en sí debería ser lo suficientemente grande para que tu perro se ponga de pie, se dé la vuelta, se siente y se eche cómodamente, y a la vez no demasiado grande, para que no pueda zarandearse dentro de la jaula mientras el coche está en movimiento. También debe permitir una buena ventilación. Puedes hacer que la jaula le resulte más cómoda forrando el suelo con mantas, e incluso ir más allá para protegerlo contra lesiones acolchando los laterales con espuma. Solo debes asegurarte de que tu perro no vaya a intentar comerse o morder el material que utilices para acolchar.

Cuando la jaula no funciona

Si no se puede optar por una jaula, hazte con un arnés de seguridad que se abroche directamente a la hebilla del cinturón de seguridad, y sujeta a tu perro al asiento trasero. Otra opción que encontrarás en tiendas para viajar con perros en coche de forma segura es una red o barrera metálica que se coloca en las camionetas y todoterrenos para confinar a tu compañero peludo en el asiento trasero. Aunque estas opciones son estupendas para evitar que tu cachorro te distraiga o se te meta debajo de los pies mientras intentas centrarte en la carretera, no se han diseñado para protegerlos contra lesiones en caso de accidente. Puede parecer que estas opciones proporcionan a tu colega más libertad y lo dejan disfrutar más del viaje, pero, por su propia seguridad, una jaula o transportín siguen siendo preferibles.

Cuando no hay asiento trasero

Si bien la parte trasera del coche suele ser la más segura para tu perro, principalmente por el riesgo de lesiones por los airbags de los asientos frontales, hay ocasiones en las que no existe asiento trasero o zona de carga. En ese caso, lo mejor es asegurar a tu perro en una jaula o transportín en el asiento del pasajero y desactivar los airbags de dicho asiento. Si tu perro es demasiado grande para una jaula que quepa en el asiento delantero, utiliza un arnés de seguridad para llevarlo bien sujeto. En ninguna circunstancia se debe permitir que un perro viaje en la parte trasera de una furgoneta de plataforma descubierta.

Dog lies next to a woman leaning on a car.

En un viaje largo por carretera, puede resultar tentador conducir lo más lejos y rápido posible (respetando siempre los límites de velocidad, por supuesto), pero no olvides a tu pasajero de cuatro patas en tu apuro por llegar a tu destino. Planifica una parada cada dos horas aproximadamente para que tu cachorro descanse, estire las patas y haga sus cosas. También es buena idea llevar agua fresca y darle de beber en cada parada. Si tu perro no es propenso a los mareos, también es un buen momento para darle algo de comer.

Viajar con comodidad

Recuerda que estas recomendaciones para viajar con perros en coche son tanto por la seguridad de tu perro como por la tuya y la de tus pasajeros. Por ello, los perros, sean del tamaño que sean, deberían ir sujetos de forma segura. Probablemente tu perro mini iría muy feliz acurrucado en tu regazo durante el viaje, pero al igual que no es seguro llevar a un niño en el regazo mientras conduces, tampoco lo es para tu perro. Asegurar a tu cachorro en una jaula o dispositivo de retención durante el viaje, independientemente de su raza o tamaño, aumentará en gran medida las probabilidades de que ambos lleguéis a vuestro destino sin problemas.

Información acerca de la colaboradora

Jean Marie Bauhaus

Jean Marie Bauhaus

Jean Marie Bauhaus es una bloguera y novelista amante de los animales que vive en Tulsa, Oklahoma, desde donde suele escribir bajo la supervisión de sus amigos peludos.

Artículos relacionados

Productos relacionados